15
Oct
09

CAMBIO DE MODELO PARA CREAR EMPLEO, SUSTITUCIÓN DE LA HUELGA GENERAL POR EL PACTO SOCIAL

http://www.pcmcultura.org

En este momento, siento los problemas de la gente como algo mucho más grave y más profundo a como nos lo explican quienes, sentados en la misma mesa, aparecen sonrientes cada día en nuestros televisores. De todo lo que estamos viviendo lo más alarmante, en mi opinión, es la ausencia de alternativa; es que nuestro objetivo, y cuando digo “nuestro” hablo de IU, PCE y CCOO, sea que se reanude el diálogo social, y que concluyan “con éxito” –no entiendo bien para quién- las negociaciones, hablando para su consecución de la necesidad de “movilizar” y de “primaveras y otoños calentitos” que nunca llegan.

Con este desolador planteamiento, afirmo que no hay una alternativa de izquierdas a la crisis. La pretensión unánimemente compartida, es la de la recuperación del sistema capitalista hacia un ciclo alcista, restaurando la tasa de beneficios que propicie que la burguesía invierta de nuevo en la economía productiva. El problema es que sólo hay una forma de incrementar la tasa de beneficios, la explotación: reduciendo los costes de producción, esto es, los salarios.

De muestra un botón. Sostenían los sindicatos: “no permitiremos la pérdida de poder adquisitivo de los y las empleadas públicas”, pero se está negociando ya una subida del 0,3%.

Aumentar los impuestos es impopular, es lógico si consideramos que el dinero público se despilfarra en mantener los beneficios de las grandes empresas y de la banca. De donde debe salir el dinero para aumentar los gastos sociales es precisamente de esos grandes beneficios de la banca.

A pesar del incumplimiento sistemático de todo lo pactado, de la no renovación del Acuerdo Interconfederal para la Negociación Colectiva, de la aprobación unilateral del gobierno del Decreto sobre medidas urgentes para el mantenimiento y fomento del empleo… seguimos defendiendo con ahínco la necesidad de un gran pacto de estado de refundación del capitalismo con la izquierda política y los sindicatos.

CCOO y UGT propusieron en mayo un acuerdo estatal a favor del empleo. Las centrales sindicales presentaron un documento de mínimos donde se recogían medidas para proteger a las personas en desempleo, ampliando su cobertura económica, mejorando las políticas activas de empleo, de formación, etc. Otras medidas orientadas a reactivar la economía a través de la inversión pública en infraestructuras, creación de nuevos puestos de trabajo, vivienda, etc. Medidas orientadas al sistema financiero para que fluya el crédito a las familias y a las empresas. Otras medidas de carácter estratégico que se basan en el fortalecimiento y la articulación de la negociación colectiva, cambiar el patrón de crecimiento basado en una industria sólida que invierta en I+D+i. Medidas para mejorar el sistema educativo, la formación profesional, desarrollar la Ley de dependencia y mejorar el sistema público de protección social. Revisión de la política fiscal, dotándola de mayor progresividad para una más justa distribución de la renta combatiendo, al mismo tiempo, el gran fraude fiscal existente en nuestro país.

Por su parte, la patronal presentó su programa de máximos: rebajas en las cotizaciones hasta 6 puntos; reducir el pago de la prestación de baja por enfermedad, aumento de bonificaciones a los EREs de suspensión temporal, abaratar el despido, introducir o aumentar la actividad privada en sectores como los servicios públicos de empleo, la sanidad, las ETTs y el servicio de atención a la dependencia; reforma de la negociación colectiva; mayor flexibilidad en el interno de la empresa de manera que el empresario tenga más fuerza para modificar las condiciones de trabajo, suprimiendo para ello la tutela judicial o administrativa. Modificar la legislación laboral vigente, disminuir sus cotizaciones y aumentar las bonificaciones, descausalizar el despido abaratándolo al mismo tiempo, erosionar el estado del bienestar mediante la descapitalización del sistema de la seguridad social y aumentar la actividad privada en sectores públicos.

Las medidas presentadas por el gobierno son más de lo mismo: contienen propuestas que a quien más benefician es a las rentas del capital, insistiendo en la idea de mejorar la rentabilidad del mercado y no de regularlo e intervenir desde lo público.
Se ha aprobado la ampliación de la protección al desempleo para aquellas personas que han agotado las prestaciones, por un importe de 420 E y una duración de 6 meses; reducir 5 puntos el impuesto de sociedades a las pequeñas empresas durante 3 años; una reducción de 1,5 puntos de las cotizaciones empresariales; medidas de control para reducir las bajas laborales; ampliación de las ayudas para los centros especiales de empleo; mejora de las líneas de financiación ICO para las empresas; aumentar la inversión en infraestructuras…

A pesar de que el paro en España reviste una gran gravedad: 3.629.080 personas en el mes de agosto, y de la vergonzosa situación de desigualdad y discriminación laboral de las mujeres, todo el mundo comparte la misma preocupación: ¿cómo arreglar las deficiencias y fallos del mercado? Y ese es el problema, con ese diagnóstico, mala ha de ser la receta, y es que no hay medicinas contra el desempleo en el sistema capitalista, y es que no podemos defender la igualdad en un sistema que genera desigualdad.

El problema es el capitalismo. No nos encontramos ante un fallo del sistema que pueda corregirse con una mejor gestión, la crisis es consustancial al capitalismo. La crisis global es producto del pleno desarrollo de un mercado mundial que ha integrado absolutamente las economías nacionales. Es una crisis cíclica del sistema, en cuyo ciclo recesivo se ponen al descubierto de manera descarnada las injusticias del mismo.

Sin cuestionar la economía de mercado es imposible plantear una salida de izquierdas a la crisis. El capitalismo sitúa al mercado en el centro de la actividad económica. Para este sistema todo es una mercancía, incluidas las personas: destaquemos aquí el problema de la prostitución de las mujeres. Sin obviar que Cataluña es en estos momentos la segunda Comunidad Autónoma, después de Andalucía, que más población desempleada tiene, el suculento negocio de la prostitución, una vez más ha vuelto a ser noticia estos días. Unas sórdidas fotografías, publicadas en un destacado diario español sobre sexo explícito en el centro de Barcelona, nos han conducido a la hipócrita idea de la necesidad de la reglamentación de la prostitución, para que las mujeres que la ejercen lo hagan en mejores condiciones en los clubs de alterne. Dado que el 90% de las mujeres que ejercen la prostitución son inmigrantes, y que la inmensa mayoría están en situación irregular, la legalización de esta actividad con la actual Ley de extranjería, no impediría que el sector siguiese inmerso en la economía sumergida.

El pilar del capitalismo es la existencia de la propiedad privada de los medios de producción por un lado, y por el otro, de trabajadores y trabajadoras que necesariamente tienen que vender su fuerza de trabajo. La reproducción del capitalismo obliga a que las condiciones en las que hay que vender la fuerza de trabajo sean cada vez peores. El desempleo es consustancial al capitalismo que permite mantener bajo el precio de la mano de obra, así como el ejército de reserva – trabajadores/as desocupados que, mediante su competencia activa en el mercado de trabajo, ejercen una presión constante hacia abajo, en el nivel del salario – que constituyen las mujeres, los jóvenes y los trabajadores/as emigrados/as. La obtención de plusvalía, la explotación de los y las trabajadoras, es el motor central de su funcionamiento. Y esa explotación no se produce en el mundo financiero, sino en el productivo, en las empresas. La financiarización, expresa la tendencia del capital a su concentración, a buscar en todas sus inversiones una tasa creciente de ganancia. Los fondos de inversión sirven para controlar no sólo lo obtenido a través de la producción, sino también el ahorro del conjunto de la sociedad. Es la doble extracción de la plusvalía.

La especulación ha acompañado siempre al capitalismo que busca el modo de obtener ganancias cada vez mayores sin tener que pasar por el arriesgado proceso de la actividad productiva.

¿Qué ha producido la crisis financiera? Durante años se han invertido enormes cantidades de dinero en la vivienda, ya que daba suculentas ganancias. Los estados contribuyeron a la expansión de este gran negocio. Acabaron con cualquier política de vivienda protegida para ampliar el mercado y bajaron los tipos de interés. Mientras crecía la venta de viviendas, su precio no paraba de subir, propiciando una ganancia extra: burbuja inmobiliaria. El capitalismo funciona así: los capitales se dirigen hacia el sector que da mayor ganancia, estimula el crecimiento del sector hasta que éste supera la capacidad de absorción del mercado y entonces viene la crisis: medida de corrección del propio sistema. Qué provoca la crisis: una destrucción de parte de las fuerzas productivas y de la riqueza, y un aumento drástico de la explotación de los y las trabajadoras que permita recuperar la tasa de beneficio.

La reflexión que aquí cabe hacerse es que hablar de cambio en el modelo productivo, es aceptar las nuevas necesidades de la clase dominante para mantener su tasa de beneficios. Y que, la única alternativa es luchar por un cambio de sistema productivo, y es precisamente la organización de una huelga política la que va creando conciencia revolucionaria en la gente. El problema de las centrales sindicales mayoritarias en este momento es que carecen de alternativa al sistema y, aunque rechazan las consecuencias del capitalismo sobre los y las trabajadoras, lo acaban aceptando. Y esto dificulta ostensiblemente la organización de la lucha contra el sistema.

Nuestra sociedad capitalista es una sociedad de clases en lucha, donde la lucha principal, objetiva, sin necesidad de que los y las protagonistas tengan que ser conscientes de ella, es entre asalariados/as y propietarios/as.

Lo que se hundió no fue el comunismo, ni el socialismo, sino una suerte de capitalismo desarrollado bajo el estandarte pseudoideológico del marxismo. Las ideas marxistas están hoy más vigentes que nunca y si queremos construir la alternativa debemos explicar, como lo hacían los antiguos, que “el hombre y la mujer se creen libres porque no se aperciben de sus cadenas”. Sin tiempo para pensar más que lo que el pensamiento único, al calor de los mass media, nos dictamina: que no podemos hacer más que adaptarnos a lo que hay, que es lo mejor de lo posible. Sin una voz alta y clara que explique al conjunto de la clase trabajadora que capitalismo y democracia no son compatibles, que defendiendo la cohesión social no hacemos más que asumir la retórica burguesa de la armonía de clases y la conciliación de intereses en el sistema que tanto sobreexplota a los y las trabajadoras en todo el planeta, sin una voz firme que diga que el socialismo/comunismo no sólo es necesario, sino además posible, y que hablar de socialismo/comunismo es hablar de la nacionalización de los medios de producción y planificación de la economía centralizada, y no de la redistribución de las rentas a través de los impuestos y de las instituciones de un estado cada vez más victoriano… sin eso, camaradas, no hay posibilidad de cambiar nada.

La crisis tan profunda que ha vivido el movimiento obrero a escala internacional, nos indica que su recuperación es una ardua tarea. Pero que la revolución no sea inminente en Europa u otros países desarrollados ni, por supuesto, en el estado español, no significa que no debamos defender una política revolucionaria. Esa debiera ser la tarea del PCE en su próximo Congreso, sentar las bases para la reconstrucción de una organización no reformista, porque de lo contrario, apostaremos en un inminente cortoplacismo por no ser.

Paloma Martín Torpedo

Permanente de la Secretaría Federal de la Mujer del PCE

Charla-coloquio, Fiesta PCE 2009

Anuncios

0 Responses to “CAMBIO DE MODELO PARA CREAR EMPLEO, SUSTITUCIÓN DE LA HUELGA GENERAL POR EL PACTO SOCIAL”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Para contactar o mandar noticias

PCE GETAFE
getafe@pcmadrid.org

LA TERTULIA
latertuliagetafe@gmail.com

UJCE GETAFE
getafe@jcmadrid.org

ASOCIACIÓN HO CHI MINH
amistad.vietnam@gmail.com

ASOCIACIÓN JULIO ANTONIO MELLA
amistad.cuba@gmail.com

APERTURA DEL LOCAL (calle Pizarro 23)
Lunes de 18:00 a 20:00h
Miércoles de 18:00 a 20:00h

octubre 2009
L M X J V S D
« Sep   Nov »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Nos han visitado...

  • 75,882 ciudadanos

A %d blogueros les gusta esto: